Saltar al contenido

LA ACADEMIA DE HISTORIA DEL ESTADO ZULIA REDIRÁ HOMENAJE A LA BANDA DE CONCIERTOS “SIMÓN BOLÍVAR”

En sus 140 años

LA ACADEMIA DE HISTORIA DEL ESTADO ZULIA REDIRÁ HOMENAJE A LA BANDA DE CONCIERTOS “SIMÓN BOLÍVAR”

El jueves 15 de febrero, a las 5 de la tarde, en el Centro de Arte de Maracaibo “Lía Bermúdez”, la Academia de Historia del Estado Zulia, el CAM-“L. B.” y el pueblo de Maracaibo, le redirán tributo a la Banda de Conciertos “Simón Bolívar”, la más antigua del Zulia, fundada el día 9 de febrero de 1878 por decreto del presidente del estado, general Bernardo Tinedo Velasco, al constituir la Escuela de Música en Especialidad de Banda dirigida por Franco Graciossi, proveniente de Italia. Por lo cual cumplirá 140 años de trayectoria histórica extraordinaria y plausible de manera ininterrumpida.   Así lo dio a conocer el profesor Jesús Ángel Semprún Parra, presidente de la Academia de Historia del Estado Zulia.
Continuó el declarante diciendo que, la Banda de Conciertos “Simón Bolívar” –– denominada así gracias a uno de sus directores el maestro Alberto Villasmil Romay, desde 1976–– está integrada por 70 músicos y dirigida en la actualidad por el Maestro Lucidio Quintero Simanca, desde el año de 1992, quien ganó el cargo por concurso, como un logro por primera vez obtenido en la institución. Agregó además que por su dilatada y fecunda trayectoria, la Asamblea Legislativa del estado Zulia la exaltó a Patrimonio Artístico Cultural de la región y le otorgó la Orden Rafael María Baralt.
También refirió el presidente de la Corporación Académica, que el actual director de la centenaria banda de conciertos, el Maestro Lucidio Quintero Simancas, es un destacado músico zuliano, como ejecutante del clarinete y el piano, así como docente del Conservatorio de Música “José Luis Paz”, compositor y arreglista, quien ingresó a la Banda de Conciertos “Simón Bolívar” en 1977, de la cual llegó a ser clarinete concertino; cumpliendo así 41 años como miembro y 26 años como director.  
Para finalizar informó el profesor Semprún, que para la tarde del jueves 15 del corriente, el programa se desarrollará con palabras de apertura del presidente de la Academia de Historia del Estado Zulia; discurso de orden a cargo del académico Dr. Rafael Molina Vílchez, médico, músico y compositor, conocedor de la historia musical del Zulia, quien disertará sobre la trayectoria histórica de la Banda de Conciertos “Simón Bolívar”, desde su fundación hasta el presente; entrega de un reconocimiento a la banda de conciertos por parte de los directivos de la Academia de Historia y cierre del evento con un concierto antológico del repertorio de la banda homenajeada, el cual promete ser único y sin precedentes para la memoria histórica de la ciudad de Maracaibo.
Concluyó el profesor Semprún, exhortando a estudiantes, músicos y público en general a que asistan a tan memorable homenaje.  El evento se desarrollará en la  Sala de Artes Escénicas del Centro de Arte de Maracaibo “Lía Bermúdez”,  las 5:00 p.m. La entrada será gratuita. 

ORADOR DE ORDEN

Rafael Molina Vílchez  
Nació en Maracaibo el 12 de mayo de 1940. Médico cirujano (LUZ, 1963), profesor universitario, músico (cuatrista, guitarrista, compositor), folclorista, artista visual (pintor), lexicógrafo y escritor (ensayista). Médico humanista en la plenitud de la palabra. Doctor en ciencias médicas (LUZ, 1972) con estudios de posgrado en el hospital Broca, Universidad de París (1965) y en el Medical College of Georgia Eugene Talmadge Memorial Hospital, USA (1966), así como se le otorgó el Doctorado Honoris Causa por la Universidad del Zulia (2007). Esta distinción fue recibida junto con el  Prof. Roberto Romero. Fue becario docente durante dos años de la Facultad de Medicina de la Universidad del Zulia y comenzó como instructor en 1967. Luego renunció voluntariamente debido a la subvaloración de su especialidad por las autoridades sanitarias del momento (director: Dr. Pedro Iturbe), las del Colegio de Médicos, las de la seccional no de la SOGV (presidente Dr. González Govea) y de la misma universidad, de cuyo Consejo de Facultad era miembro. En Maracaibo, en el hospital donde ejercía la docencia, mal llamado “general”, se fundó el posgrado de Medicina Familiar, negando los servicios de Obstetricia, Perinatología y Neonatología. Se le pidió permanecer hasta su jubilación haciendo solo consulta, habiéndose suspendido la creación del servicio de Obstetricia Ginecología y, con él,  la disponibilidad de pacientes como material docente, lo cual consideró que su renuncia era un imperativo ético. Fuera de la nómina de la Universidad, ha continuado siempre colaborando con pre y postgrado de hospitales de la región. Asimismo, diseñó como jefe de servicio el plan docente del postgrado del Hospital Manuel Noriega Trigo y lo presentó a la Universidad del Zulia. Por casi un año dictó un curso propedéutico pero, por reglamento de la institución, no siendo profesor “activo”,  no podía continuar como miembro del consejo académico. Aún así, su actividad docente fue diaria. Fue Residente de obstetricia y ginecología del hospital Chiquinquirá (1967-1974); jefe del servicio de obstetricia y ginecología del hospital General del Sur (1974-1984); médico especialista en obstetricia y ginecología del CR-3 de las Fuerzas Armadas de Cooperación (desde 1976). Profesor ordinario a medio tiempo en la cátedra de ginecología de la Universidad del Zulia (1967-1983); profesor de cuello uterino y colposcopia en el posgrado de obstetricia y ginecología del hospital Central (1979); profesor de semiología ginecológica en LUZ. Miembro activo de la Sociedad de Obstetricia y Ginecología de Venezuela (desde 1973), incorporándose con el trabajo “Histología de la hemorragia endometrial anormal” (Rev. Obstet. Ginecol. Ven. 1973; 33:593-604), miembro de su junta directiva nacional (1980-1982), presidente de la seccional noroccidental (Zulia-Falcón, 1993-1995 y 1995-1997) de esa sociedad; miembro de varias sociedades científicas norteamericanas, miembro asociado de la Sociedad Médico-Quirúrgica del Zulia y miembro titular de la Academia de Medicina del estado Zulia (1995); miembro y presidente del Centro Zuliano de Historia de la Medicina en la primera etapa; miembro fundador de la Sociedad Venezolana de Endocrinología, Diabetes e Inmunología (1967); miembro activo de la Federación Latinoamericana de Sociedades de Obstetricia y Ginecología, así como miembro su Comité Científico del período 2005-2008, en representación de los países bolivarianos, miembro correspondiente (2014) y miembro de número (2-7-2015) de la Academia de Historia del estado Zulia, miembro fundador de la reinstalación Centro Zuliano de Historia de la Medicina (2015) y su presidente. Ha sido presidente del Colegio de Médicos del estado Zulia (1976-1978); director del Instituto Zuliano de la Cultura Andrés Eloy Blanco (1976-1979) y secretario de cultura del estado Zulia (1988-1989). Director, y conferencista de un 80% de los temas, de dos cursos de Patología de Cuello y Colposcopia, cada uno de al menos tres meses de duración (SOGV, seccional NO, con el aval del Colegio de Médicos y del CONICIT). Ha laborado en su especialidad de obstetricia y ginecología en los hospitales Universitario de Maracaibo, Chiquinquirá, General del Sur y Manuel Noriega Trigo, así como en las clínicas Falcón y San Luis. Escritor científico y humanístico, ha publicado numerosos artículos médicos en revistas especializadas del país y del extranjero; es coeditor de la Revista de Obstetricia y Ginecología de Venezuela y de la revista Investigación Clínica de Maracaibo, y juez revisador de trabajos para el Bulletin of Public Health de la Organización Mundial de la Salud. Ha conducido el programa Patrimonio en NCTV; fue miembro de la estudiantina de la Dirección de Cultura de LUZ; presidente de la Sociedad Zuliana de Conciertos de Maracaibo; pintor con varias exposiciones individuales y colectivas; compositor gaitero de amplio prestigio con temas como Pastora y Gavilanes, Los espantos, La Zulianita de Pradelio Angulo y otros, de valses, estampas antañonas, canciones, cantatas y otros géneros musicales. Miembro de la Asociación de Escritores del Zulia; director-fundador de la revista de literatura, arte e ideas Puerta de Agua (1988). Coautor de la cantata afroamericana Vazimba (1994), de la obra sinfónica coral Urdaneta, canto al héroe (1995) y de Alí, una canción irreverente (1996), todas con música del maestro Juan Belmonte. Ha participado en libros colectivos científicos  y humanísticos como Identidad regional (1997), primera publicación en forma de libro sobre el tema de la identidad cultural; prologuista y colaborador del libro colectivo Medicina del climaterio y la menopausia (1999). Mantiene inédito un monumental diccionario enciclopédico sobre el Zulia..

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: